En Busca del Arca Perdida

Movie poster
¿Dónde había dejado aparcado el Halcón Milenario?

Tuve que ir poco a poco convenciendo a Gerardo para que se interesase por algunas películas, y por suerte no fue difícil, porque Steven Spielberg estaba muy activo. Así conseguimos ir a ver “En Busca del Arca Perdida“, una película que no era para niños, pero como íbamos con su abuela nos dejaron pasar. Ya no había rombos, los habían quitado – Ya era hora – pensaba yo. Sólo que había que asistir con un adulto.

Esta película consiguió aliviar mi ansiedad después de la incertidumbre paterno-flial profunda tras “El Imperio Contraataca”. Los malos eran los Nazis, y el héroe es el mismo actor que hace de Han Solo, un tal Harrison Ford. La música de nuevo es brillante, y ya llega un momento que cuando me pongo a tararear Supermán me sale Star Wars y acabo con Indiana Jones, y es que las tres melodías eran del mismo compositor, John Williams, y se parecen.

La película no defrauda, es un sin parar de aventuras desde el mismísimo inicio trepidante corriendo ante la bola gigantesca. Ocurre de todo, Nepal, Egipto, en una peligrosa competición con los nazis buscando el Arca de la Alianza, un objeto sagrado en donde se supone se guardan las tablas de piedra en las que un Dios, el judeocristiano, esculpió directamente los diez mandamientos de su ley.  Al final la encuentran, pero el nazi también. Y la abren y entonces una furia divina inunda la sala y al malo se le derrite la cara de una manera asquerosa, ¡aghhhh! Tuve pesadillas durante un par de semanas otra vez – ¿Será posible que no aprendes? ¿Quién te mandará ver esas películas? – esgrimía mi madre – pero es que me gustaban mucho y puede ser que en aquella época éramos desde luego más impresionables.

melting face

A Gerardo le encantó la película y fuimos para casa comentando: – ¿Y cuando se le derritió la cara? – ¡ufff! – ¿y te acuerdas cuando se escapa del pedrusco redondo? – ¡ufff! – ¿Y te acuerdas cuando el árabe viene con la espada y Indiana le pega un tiro? – ¡ufff! – Y yo tan contento de que al fin tenía un amigo con el que compartir la pasión loca por el cine, para mí era lo más importante.

Indiana

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s